LaRazon.es

Quesadillas de Jamón y Queso

titulo receta

Porciones / número de personas: 2 personas
Tiempo de Preparación: 10 minutos
Tiempo de cocción: 5 minutos
Categoría: Entrantes
Dificultad: Fácil

Ingredientes para preparar Quesadillas de Jamón y Queso

6 lonchas de queso Gouda o Edam
4 tortillas de trigo
6 lonchas de jamón cocido
Salsa de tomate y aguacate
Tomate natural
Cilantro

Cómo preparar Quesadillas de Jamón y Queso

Si mis hijos leen en la carta de cualquier restaurante que hay quesadillas de jamón y queso, ya tienen claro lo que van a pedir a modo de entrante. Pero es que, mirando el plato, el otro día pensé que la receta no puede ser más simple, ya que no lleva apenas ingredientes.

Así que, al día siguiente les propuse hacer quesadillas de jamón y queso en casa y aceptaron encantados. La verdad es que éste es un plato que invita a la colaboración de los niños en la cocina, por su simplicidad.

Las quesadillas nos salieron clavadas a las del restaurante, y a mí me sirven de complemento para una cena ligera o incluso las convierto en una merienda divertida.

Para hacer las quesadillas de jamón y queso lo primero que debemos hacer es poner a precalentar el horno, a 200º C, con calor por arriba y por abajo. Mientras se calienta, cogemos la bandeja, colocamos papel de horno y ponemos en ella dos tortillas.

Distribuimos sobre las tortillas el queso y el jamón, cortándolo en tiras para que ocupen toda la superficie. Después, cerramos con otras dos tortillas y metemos al horno cinco minutos aproximadamente, hasta que veamos las quesadillas ligeramente doradas.

Sacamos del horno y servimos, adornando las quesadillas con tomate natural cortado en dados y un poco de cilantro. Aparte, pondremos en dos cuencos salsa de tomate ligeramente picante y guacamole. ¡Riquísimas!

ver más recetas

Introducción de la receta

Las quesadillas de jamón y queso son un entrante delicioso, que gusta a los niños y entusiasma a los mayores. Son muy rápidas de preparar, lo que constituye un aliciente cuando tenemos invitados en casa. Acompañadas de alguna salsa de tomate, que puede ser ligeramente picante, son exquisitas.

Ver más recetas de