Pizza para Celiacos

titulo receta

Porciones / número de personas: 4 personas
Tiempo de Preparación: 45 minutos
Tiempo de cocción: 30 minutos
Categoría: Cocina internacional
Dificultad: Fácil

Ingredientes para preparar Pizza para Celiacos

225 ml. de agua
1 huevo
1 cucharadita de sal
175 mg. de harina de arroz
75 gr. de harina de patata
25 gr. de leche en polvo
50 gr. de harina de tapioca
1 cucharadita y media de levadura en polvo sin gluten
15 gr. de levadura
1 cucharada y media de aceite

Cómo preparar Pizza para Celiacos

Para hacer una riquísima pizza para celiacos lo primero que debemos hacer es poner en un bol agua tibia y echar en ella la levadura. Damos vueltas hasta obtener una textura cremosa. Reservamos en un lugar cálido.

A continuación, cogemos un recipiente grande y echamos en él la levadura en polvo, todas las harinas, la leche en polvo y la pizca de sal. Reservamos.

En otro recipiente echamos el huevo y el aceite, y lo batimos. Después, añadimos la mezcla de harinas, levadura en polvo, leche en polvo y sal, poco a poco y sin dejar de dar vueltas.

Vertemos también la mezcla de levadura y agua que hemos preparado anteriormente, y mezclamos con las manos, amasando hasta que todos los ingredientes estén bien integrados.

Salpicamos con harina la encimera y colocamos sobre ella la masa, que estiraremos con un rodillo para que quede con la forma redondeada característica de las pizzas. Después, la colocamos sobre una bandeja de horno, previamente forrada con papel vegetal.

Tapamos la masa con un paño y la dejamos así un cuarto de hora. Mientras se termina de asentar ponemos el horno a precalentar a 200º C, con calor por arriba y por abajo.

Cuando el horno esté caliente, metemos la pizza y la dejamos durante unos diez minutos. Transcurrido este tiempo la sacamos, ponemos en ella los ingredientes que más nos gusten y la volvemos a meter al horno otro cuarto de hora aproximadamente. ¡Lista para consumir!

ver más recetas

Introducción de la receta

La pizza para celiacos permite a las personas con intolerancia al gluten degustar un plato que las demás personas consumen sin problemas. Queda tan exquisita como cualquiera otra pizza y no es difícil de hacer, por lo que constituye una opción perfecta para darse un capricho de vez en cuando.

Ver más recetas de